Cómo calmar la mente de los niños después de un trauma escolar

Artículo | Noviembre de 2018

Calmar a niños que han experimentado un trauma

Cuando los estudiantes en los EE.UU. alcanzan la edad de 17 años, el 60% de ellos habrá estado expuesto a la violencia.1 Los investigadores descubrieron que el 20% de los estudiantes estadounidenses se han visto personalmente afectados por el trauma.1 El mismo estudio sobre riesgo y comportamiento juvenil de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades señaló que más del 17% de esos estudiantes han considerado el suicidio.2

La Dra. Deborah Purge, psicóloga de los Youth and Family Centers del distrito escolar independiente de Dallas, compartió sus conocimientos sobre estos temas durante un seminario gratuito patrocinado por Cigna. Su presentación, “Calmando mentes preocupadas después de un trauma escolar” (en inglés), analiza el impacto duradero que tiene el trauma en los adolescentes.

“Los niños que han experimentado eventos traumáticos necesitan sentirse seguros y amados”, dijo Purge. “Si los padres no entienden el impacto del trauma, podrían malinterpretarlo o pensar que es otra la causa de los comportamientos que observan en sus hijos”.

Al detallar algunos de los factores de riesgo y las señales de advertencia del trauma, Purge señaló que los efectos podrían expresarse de una manera muy diferente en los niños, dependiendo de la edad. Es importante que los padres miren más allá de lo superficial en busca de señales que les indiquen que sus hijos tienen problemas. Incluso el trauma podría no ser necesariamente persistente.

“El trauma es una respuesta emocional a un evento intenso”, dijo Purge. “El daño puede ser físico o emocional, real o percibido. Es algo que un niño percibe como amenazante”.

Abordar el trauma en la comunidad

Los esfuerzos de Cigna por ayudar a quienes han experimentado un trauma se extienden a su Community Ambassador Fellowship Program, a través del cual un empleado de Cigna se tomó una sabática para trabajar en un programa de educación sobre la salud en una escuela pública de uno de los vecindarios más desatendidos de Southwest Philadelphia.

Peggy Banaszek, una empleada de Cigna, trabajó con el personal de William T. Tilden Middle School y la organización sin fines de lucro Turning Points for Children para crear una “sala de calma” para los estudiantes de la escuela. Los funcionarios estiman que unos 60,000 estudiantes de Philadelphia (artículo en inglés) asisten a la escuela después de haber experimentado un trauma que tiene el potencial de afectar sus vidas, estudios y futuro.

Banaszek trabajó de cerca con la coordinadora escolar de la comunidad, Regina Young, el director de la escuela Brian Johnson, expertos en salud del comportamiento y atención plena de Cigna, y la Dra. Angelle Richardson, una terapeuta local, para hacer realidad la “sala de calma”.

El espacio es una sala terapéutica segura para que los estudiantes autorregulen su estado de ánimo, controlen su estrés y se relajen. Pretende eliminar barreras u obstáculos de distracción que pueden interferir entre los estudiantes y su educación. Los especialistas en salud mental, maestros y consejeros de la escuela pueden referir a los estudiantes a la sala de calma, que tiene capacidad para hasta ocho estudiantes a la vez.

En las cuatro esquinas de la sala, los estudiantes pueden realizar actividades tranquilas de manera individual, incluyendo lectura, arte, meditación y yoga autoguiada.

Lo que deben hacer los padres al enfrentarse al trauma

Cigna espera utilizar el programa de Banaszek como un modelo que pueda replicarse en otras áreas urbanas afectadas por el trauma y el estrés. Mientras tanto, expertos en trauma como Purge son esenciales para informar al público acerca de los datos relacionados con el trauma.

Según la National Child Traumatic Stress Network, es importante que los padres sigan estos pasos al hablar con sus hijos acerca del trauma.3

  • Sé honesto con tu niño
  • Escucha atentamente los sentimientos que expresa tu niño
  • Debes estar preparado para dialogar una y otra vez
  • No tengas temor de dejarles saber cuando no estés seguro o sepas la respuesta
  • Recuerda que la comprensión que tenga el niño del trauma o la muerte variará según su edad
  • Si tu niño debe asistir a un funeral o a un sepelio, prepáralo para que sepa qué puede esperar, ya que puede ser una experiencia que puede causar temor
  • Debes estar preparado para trabajar con sentimientos y comportamientos inesperados después del trauma o el funeral

Si se ignora el trauma o no se trata, Purge señaló que puede tener consecuencias negativas y duraderas en el desarrollo del cerebro. Los padres no deben dudar en consultar los recursos y pedir ayuda (en inglés).

La presentación de Purge es uno de varios seminarios gratuitos para padres que ofrece Cigna. Cada sesión incluye información de expertos acerca de cómo tratar problemas comunes en niños con trastornos del comportamiento, así como técnicas de control y apoyo para los cuidadores.

parenting-after-trauma-1-16x9-lg

Obtén los comunicados de prensa más recientes

1Calming Worried Minds After a School Trauma, Cigna, septiembre del 2018, Calming Worried Minds After A School Trauma

2 YRBSS Results, Centers for Disease Control and Prevention, junio del 2018, YRBSS Results

3 The National Child Traumatic Stress Network, NCTSN – The National Child Traumatic Stress Network

Esta es información general de salud y no asesoramiento o servicios médicos. Consulta siempre con tu médico para los exámenes, tratamientos, pruebas y recomendaciones sobre el cuidado de la salud apropiados.