Comprenda las experiencias adversas en la infancia (EAI)

Comprenda las experiencias adversas en la infancia (EAI)

Generalidades

Las experiencias adversas en la infancia (EAI) son cosas que ocurren antes de la edad adulta y que pueden provocar un trauma. O son cosas que hacen que un niño sienta que su hogar no es seguro o estable. Algunos ejemplos de EAI incluyen violencia, abandono, abuso y problemas familiares de salud mental o consumo de sustancias.

¿Cuáles son algunos ejemplos de las EAI?

Aquí tiene algunos de los tipos más comunes de EAI.

  • Maltrato emocional. Un adulto insulta, menosprecia o maldice ante un niño. O un adulto actúa de tal manera que hace que el niño tema ser lastimado.
  • Maltrato físico. Un adulto golpea, patea o lastima físicamente a un niño.
  • Abuso sexual. Un adulto (o un niño más mayor) toca a un niño de forma sexual, hace que un niño lo toque de manera sexual o tiene relaciones sexuales (o intenta tenerlas) con un niño.
  • Violencia en el hogar. Un niño ve a los adultos del hogar lastimarse entre ellos.
  • Problemas de consumo de sustancias en el hogar. Un miembro del hogar tiene problemas con la bebida, las drogas o el uso indebido de medicamentos recetados.
  • Problemas de salud mental en el hogar. Un miembro del hogar está deprimido, tiene problemas de salud mental o ha intentado suicidarse o ha muerto por suicidio.
  • Abandono emocional. Un adulto en el hogar no hace que un niño se sienta seguro, protegido y cuidado.
  • Abandono físico. Un adulto en el hogar no se asegura de que se satisfagan las necesidades básicas de un niño.
  • Divorcio o separación de los padres.
  • Tener un miembro de la familia en prisión.

Otras experiencias en la infancia también pueden causar trauma. Por ejemplo, cosas como la discriminación, ser acosado y estar en un hogar de acogida también pueden causar estrés que puede tener efectos a largo plazo.

¿Qué ocurre cuando ha tenido EAI?

Las EAI son comunes. La mayoría de las personas tienen al menos una. La forma en que una EAI lo afecte depende del tipo de EAI y de la angustia que provocara.

Las personas que tienen varias EAI suelen tener más problemas físicos y de salud mental que las personas con menos o ninguna EAI. Esto se debe a los cambios físicos que pueden ocurrir en el cuerpo de un niño cuando está bajo un estrés continuo. También puede deberse a comportamientos dañinos para la salud (como fumar o un comportamiento sexual de riesgo) que son más comunes en personas con más EAI.

Pero haber tenido EAI no significa que usted tendrá problemas físicos o de salud mental. Solo significa que su riesgo de tenerlos es mayor. Hay cosas que puede hacer para reducir los efectos de las EAI y cuidar su salud mental y física.

¿Cómo puede reducir los efectos?

Lo mejor que puede hacer es cuidar su salud mental, emocional y física. Estas son algunas maneras de hacerlo.

  • Vea a un consejero. Un consejero le puede ayudar a:
    • Resolver emociones sobre experiencias dolorosas de la infancia.
    • Aprender cómo esas experiencias aún pueden afectarlo.
    • Aprender habilidades para ayudar a cambiar pensamientos, hábitos o comportamientos negativos.
  • Aborde los comportamientos que dañen la salud.
    • Deje de fumar.
    • Evite las drogas y el consumo excesivo de alcohol.
    • Obtenga ayuda si tiene señales de un trastorno por consumo de sustancias. Las señales pueden incluir tratar de dejar de consumir una sustancia pero no poder hacerlo y consumir una sustancia aunque lo daña a usted o a sus relaciones.
  • Establezca hábitos saludables.
    • Aliméntese de forma equilibrada.
    • Duerma lo suficiente.
    • Realice actividad física con regularidad.

Muchos adultos han pasado toda una vida aprendiendo a vivir con los efectos de las EAI. Pero nunca es demasiado tarde para obtener ayuda o realizar cambios positivos.

Esta información no reemplaza el consejo de un médico. Healthwise, Incorporated, niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta los Términos de Uso. Aprenda cómo desarrollamos nuestro contenido.

© 1995-2022 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para toda decisión de salud y el logotipo de Healthwise son marcas registradas de Healthwise, Incorporated.