haloperidol (injection)

Marca: Haldol, Haldol Decanoate

¿Cuál es la información más importante que debo saber sobre haloperidol?

Haloperidol no está aprobada para usarse en los adultos mayores con psicosis relacionada a la demencia.

¿Qué es haloperidol?

Haloperidol es una medicina antipsicótica que se usa para tratar esquizofrenia.

Haloperidol también se usa para el control motor y el control de los tics vocales en las personas con el síndrome de Tourette.

Haloperidol injection se usa a veces en personas que no pueden tomar la medicina por la boca.

Haloperidol injection puede también usarse para fines no mencionados en esta guía del medicamento.

¿Qué debería discutir con el profesional del cuidado de la salud antes de recibir haloperidol?

Usted no debe recibir esta medicina si es alérgico a haloperidol, o si tiene:

  • la enfermedad de Parkinson;
  • demencia con cuerpos de Lewy;
  • una alergia al maní (esta medicina contiene aceite de sésamo); o
  • ciertas condiciones que afectan su sistema nervioso central (como somnolencia severa, o pensamiento lento causado por tomar otras medicinas o tomar alcohol).

Haloperidol puede aumentar el riesgo de muerte en los adultos mayores con psicosis relacionada a la demencia y no está aprobada para este uso.

Dígale a su médico si alguna vez ha tenido:

  • problemas cardíacos, angina (dolor del pecho);
  • el síndrome de QT largo (en usted o un miembro de su familia); o
  • presión arterial baja;
  • una convulsión;
  • conteo bajo de glóbulos blancos (WBC, por sus siglas en inglés);
  • un trastorno de la glándula tiroidea; o
  • un desequilibrio de electrólitos (como niveles bajos de potasio o magnesio en su sangre).

Usar una medicina antipsicótica en los últimos 3 meses del embarazo puede causar problemas graves en el recién nacido. Dígale de inmediato a su médico si queda embarazada. No deje de usar la medicina sin el consejo de su médico.

Usted no debe amamantar mientras usa haloperidol.

¿Cómo se administra haloperidol?

Usted puede recibir haloperidol oral para tomar por la boca durante un tiempo breve antes de que usted sea tratado con haloperidol injection.

Haloperidol se inyecta en el músculo por un proveedor del cuidado de la salud, generalmente una vez cada 3 a 4 semanas según sea necesario.

Si usted usa esta medicina a largo plazo, usted puede necesitar pruebas médicas frecuentes.

No deje de usar haloperidol de forma repentina después de usarla por mucho tiempo, o podría tener síntomas desagradables de abstinencia. Pregúntele a su médico como dejar de usar esta medicina de forma segura.

¿Qué sucede si me salto una dosis?

Llame a su médico para recibir instrucciones si pierde una cita médica para su inyección de haloperidol.

¿Qué sucedería en una sobredosis?

Busque atención médica de emergencia o llame a la línea de Poison Help al 1-800-222-1222 si usted tiene los síntomas de una sobredosis (somnolencia extrema, temblores severos o rigidez muscular, respiración débil o superficial, desmayo). Una sobredosis de haloperidol puede ser fatal.

¿Qué debo evitar mientras recibo haloperidol?

Evite manejar u actividades peligrosas antes de saber cómo esta medicina le afectará. El mareo o la somnolencia pueden causar caídas, accidentes, o lesiones severas.

Evite beber alcohol. Efectos secundarios peligrosos pueden ocurrir.

Evite sobrecalentarse o deshidratarse cuando haga ejercicio y en clima caluroso. Usted puede estar más propenso a un golpe de calor mientras esté usando haloperidol.

¿Cuáles son los efectos secundarios posibles de haloperidol?

Busque atención médica de emergencia si usted tiene signos de una reacción alérgica: ronchas; dificultad para respirar; hinchazón de su cara, labios, lengua, o garganta.

Las dosis altas o el uso por largo tiempo de haloperidol pueden causar un trastorno del movimiento serio que puede ser irreversible. Cuanto más tiempo use haloperidol, lo más probable es que desarrolle este trastorno, especialmente si es diabético o un adulto mayor.

Llame de inmediato a su médico si tiene:

  • movimientos musculares incontrolados en su cara (masticación, chasquido de labios, ceño fruncido, movimientos de la lengua, parpadeo o movimiento de los ojos);
  • cambios rápidos del humor o del comportamiento;
  • latidos cardíacos rápidos o fuertes, aleteo cardíaco en su pecho, falta de aire al respirar, y mareo repentino (como que se puede desmayar);
  • tos con moco, dolor de pecho, sensación de que le falta aire al respirar;
  • falta de energía, disminución de la sed;
  • espasmos musculares en el cuello, presión en la garganta, dificultad para tragar;
  • conteo bajo de glóbulos blancos --fiebre, escalofríos, llagas en la boca, llagas en la piel, dolor de garganta, tos, dificultad para respirar; o
  • reacción severa del sistema nervioso -- músculos muy rígidos (tiesos), fiebre alta, sudoración, confusión, latidos cardíacos rápidos o desiguales, temblores, sentir que se puede desmayar.

Efectos secundarios de gravedad pueden ocurrir con mayor probabilidad en los adultos mayores.

Efectos secundarios comunes pueden incluir:

  • somnolencia;
  • rigidez en su cuello;
  • temblores; o
  • movimientos musculares involuntarios.

Esta lista no menciona todos los efectos secundarios y puede ser que ocurran otros. Llame a su médico para consejos médicos relacionados a efectos secundarios. Usted puede reportar efectos secundarios llamando al FDA al 1-800-FDA-1088.

¿Qué otras drogas afectarán a haloperidol?

A veces no es seguro usar ciertos medicamentos al mismo tiempo. Algunas drogas pueden afectar los niveles sanguíneos de otros medicamentos que usted tome, lo que puede aumentar los efectos secundarios o hacer que los medicamentos sean menos eficaces.

Haloperidol puede causar un problema cardíaco serio. Su riesgo puede ser mayor si también usa ciertas otras medicinas para infecciones, asma, problemas cardíacos, presión arterial alta, depresión, enfermedad mental, el cáncer, la malaria, o el VIH.

Usar haloperidol con otras drogas que le causen somnolencia puede empeorar este efecto. Pregúntele a su médico antes de usar medicamento opioide, una pastilla para dormir, un relajante muscular, o medicina para la ansiedad o convulsiones.

Dígale a su médico todas sus otras medicinas, especialmente:

  • lithium;
  • rifampin;
  • medicinas para el tratamiento de la enfermedad de Parkinson;
  • medicina para convulsiones; o
  • un anticoagulante --warfarin, Coumadin, Jantoven.

Esta lista no está completa. Otras drogas pueden afectar a haloperidol, incluyendo medicinas que se obtienen con o sin receta, vitaminas, y productos herbarios. No todas las interacciones posibles se enumeran aquí.

¿Dónde puedo obtener más información?

Su médico o farmacéutico le puede dar más información acerca de haloperidol.

Esta información no reemplaza el consejo de un médico. Healthwise, Incorporated, niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta los Términos de Uso. Aprenda cómo desarrollamos nuestro contenido.

Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.