Homeopatía

Generalidades del tratamiento

La homeopatía, o medicina homeopática, es una filosofía y práctica médica basada en la idea de que el cuerpo tiene la capacidad de curarse a sí mismo. La homeopatía se estableció a finales de 1700 en Alemania y se ha practicado ampliamente en toda Europa. La medicina homeopática ve los síntomas de enfermedad como respuestas normales del cuerpo mientras intenta recuperar la salud.

La homeopatía se basa en la idea de que "lo similar cura lo similar". Es decir, si una sustancia causa un síntoma en una persona sana, darle a la persona una cantidad muy pequeña de la misma sustancia podría curar la enfermedad. En teoría, una dosis homeopática mejora los procesos normales de curación y autorregulación del organismo.

Un profesional homeopático (homeópata) usa pastillas o mezclas de líquidos (soluciones) que contienen solo una pequeña cantidad de un ingrediente activo (por lo general, una planta o un mineral) para el tratamiento de la enfermedad. Estas se conocen como sustancias altamente diluidas o "potenciadas". No hay pruebas científicas sólidas que demuestren que los medicamentos homeopáticos sean eficaces para una afección específica.

Por qué se usa

Algunas personas han utilizado la homeopatía para mantener la salud y tratar una amplia variedad de enfermedades crónicas, como alergias, dermatitis atópica, artritis reumatoide y el síndrome del intestino irritable. También la han usado para tratar lesiones menores, como cortes y raspaduras así como distensiones o esguinces musculares. El tratamiento homeopático no se considera apropiado para afecciones como el cáncer, las enfermedades cardíacas, las infecciones graves o las emergencias.

La homeopatía se ha utilizado ampliamente en India, Inglaterra y otros países europeos.

Riesgos

Los remedios homeopáticos están regulados en los Estados Unidos desde 1938. Se cree que son seguros en la mayoría de los casos. Pero algunos de estos productos pueden causar efectos secundarios. Otros pueden interactuar con los medicamentos que toma. Y no hay pruebas que demuestren que es posible usar productos homeopáticos de forma segura en lugar de recibir las inyecciones o vacunas recomendadas.

Algunos críticos de la homeopatía creen que hay tan poca sustancia activa en una solución determinada que los beneficios del tratamiento probablemente no se deben a la sustancia, sino a que usted cree que es eficaz (efecto placebo).

Es importante que informe a su médico si decide usar remedios homeopáticos. Este debe tener pleno conocimiento de su salud para ayudarle a tomar decisiones acertadas sobre dónde comprar soluciones homeopáticas y a qué profesional homeopático debe consultar. Los remedios homeopáticos no deben reemplazar los tratamientos convencionales para problemas graves de salud.

Puede comprar algunos medicamentos homeopáticos en tiendas naturistas sin receta médica. Pero los preparados de diferentes proveedores y profesionales pueden variar.

Hable con su médico acerca de cualquier práctica de salud complementaria que le gustaría probar o que ya esté usando. Su médico puede ayudarle a manejar mejor su salud si sabe acerca de todas sus prácticas de salud.

Esta información no reemplaza el consejo de un médico. Healthwise, Incorporated, niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta los Términos de Uso. Aprenda cómo desarrollamos nuestro contenido.

© 1995-2021 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para toda decisión de salud y el logotipo de Healthwise son marcas registradas de Healthwise, Incorporated.