Nódulos tiroideos

Conceptos básicos de la afección

¿Qué son los nódulos tiroideos?

Los nódulos tiroideos son crecimientos o bultos en la glándula tiroides. Esta glándula controla la forma en que el cuerpo usa la energía. La mayoría de los nódulos tiroideos no son cancerosos y no causan problemas. Muchos ni siquiera necesitan tratamiento. Un nódulo tiroideo puede causar problemas, como producir demasiada hormona tiroidea. Cuando esto ocurre, es posible que necesite tratamiento.

¿Qué aumenta el riesgo de nódulos tiroideos?

Tiene más probabilidades de desarrollar un nódulo tiroideo si:

  • Es mayor.
    • Los nódulos tiroideos son más comunes en personas mayores.
  • Es mujer.
    • Las mujeres tienen más probabilidades que los hombres de desarrollar nódulos tiroideos.
  • Ha estado expuesto a radiación.
    • La exposición a la radiación ambiental o a un tratamiento de radiación en el pasado para la cabeza, el cuello y el pecho (sobre todo durante la infancia) aumenta el riesgo de que tenga nódulos tiroideos.
  • No toma suficiente yodo.
    • La falta de yodo es inusual en los Estados Unidos, pero es común en áreas donde el yodo no se añade a la sal, los alimentos y el agua. La falta de yodo puede dar como resultado un agrandamiento en la glándula tiroides (bocio), con o sin nódulos.
  • Tiene tiroiditis de Hashimoto.
    • La tiroiditis de Hashimoto puede causar una glándula tiroides poco activa (hipotiroidismo).
  • Uno o ambos padres han tenido nódulos tiroideos.

¿Cuáles son los síntomas?

La mayoría de los nódulos tiroideos no causan síntomas y son tan pequeños que no los puede sentir. Si el nódulo tiroideo es grande, el cuello puede estar hinchado o quizá pueda sentir el nódulo. En casos aislados, es posible que también:

  • Sienta dolor en la garganta o sienta que tiene la garganta llena.
  • Tenga dificultad para tragar.
  • Tenga dificultad para respirar.
  • Se sienta nervioso, el corazón le lata rápidamente, sude mucho, pierda peso, o tenga otros síntomas de hipertiroidismo (demasiada hormona tiroidea).
  • Se sienta cansado o deprimido, tenga problemas de memoria, esté estreñido, tenga la piel seca, sienta frío, o tenga otros síntomas de hipotiroidismo (muy poca hormona tiroidea).

¿Cómo se diagnostican?

Si el médico cree que usted tiene un nódulo, él o ella le hará un examen físico y le preguntará si tiene síntomas o si se ha producido algún cambio en cómo se ha estado sintiendo.

Es posible que le hagan pruebas para ver cómo está funcionando la tiroides. Algunas posibles pruebas incluyen:

  • Un análisis de sangre para comprobar el nivel de la hormona tiroidea en el cuerpo.
  • Una gammagrafía tiroidea para obtener información sobre la glándula tiroides y los nódulos. Al mismo tiempo, se puede realizar otra prueba llamada exploración de captación para ver cómo está funcionando la glándula tiroides.
  • Una ecografía de la tiroides para ver la cantidad y el tamaño de los nódulos.

Es posible que le realicen una aspiración con aguja fina para extraer una pequeña cantidad de material del nódulo para detectar cáncer.

Si el nódulo no es canceroso, el médico lo verá con regularidad para hacer un seguimiento del tamaño del nódulo.

¿Cómo se tratan los nódulos tiroideos?

Si un nódulo tiroideo no es canceroso (es benigno) y no causa problemas, el médico lo observará de cerca para detectar cambios. Pero si el nódulo es grande o causa problemas al tragar o respirar, necesitará una cirugía para extirparlo.

Si el nódulo está causando hipertiroidismo, el médico puede recomendar una dosis de yodo radioactivo. Por lo general, se trata de un líquido que se ingiere. O el médico puede pedirle que tome medicamentos (píldoras antitiroideas) para ralentizar la producción de hormonas. En algunos casos, se puede realizar una cirugía para extirpar un nódulo tiroideo hiperactivo.

Si el nódulo es canceroso (maligno), necesitará cirugía. Esto se hace para extirpar el nódulo y parte o toda la tiroides. Es posible que también necesite tratamiento con yodo radiactivo para destruir las células cancerosas que queden. Después de la cirugía, es posible que deba tomar medicamentos para la tiroides durante el resto de su vida.

Esta información no reemplaza el consejo de un médico. Healthwise, Incorporated, niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta los Términos de Uso. Aprenda cómo desarrollamos nuestro contenido.

© 1995-2022 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para toda decisión de salud y el logotipo de Healthwise son marcas registradas de Healthwise, Incorporated.