Ir al menú principal Ir al contenido principal Ir al pie de página Para Medicare Para Proveedores Para Agentes Para Empleadores English Para individuos y familias: Para individuos y familias Médica Dental Otros seguros complementarios Explorar cobertura a través de tu empleador Cómo comprar seguros de salud Tipos de seguro dental Período de Inscripción Abierta vs. Período Especial de Inscripción Ver todos los temas Comprar planes de Medicare Guía para miembros Buscar un médico Ingresar a myCigna
Inicio Centro de información Biblioteca del bienestar Enfermedad renal: Cómo cambiar su dieta

Enfermedad renal: Cómo cambiar su dieta

Introducción

Cuando usted tiene enfermedad renal, sus riñones ya no funcionan tan bien como es necesario. Cambiar su dieta puede ayudar a proteger sus riñones. Además, puede ayudarle a controlar otras enfermedades, como la diabetes y la presión arterial alta, que pueden empeorar la enfermedad renal.

Este tema puede darle algunas ideas generales acerca de cómo seguir la dieta recomendada por su médico o dietista.

Nota: Estos consejos sobre dieta no son para usted si está en diálisis o ha tenido un trasplante de riñón. Siga la dieta especial que le dio su médico.

  • La mayoría de las personas que tienen enfermedad renal deben limitar el consumo de sal (sodio), líquidos y proteínas. Algunas también tienen que limitar el consumo de potasio y fósforo.
  • No existe una dieta adecuada para todas las personas que tienen enfermedad renal. Su médico o dietista pueden adaptar una dieta para usted según lo bien que funcionen sus riñones.
  • Podría ser difícil cambiar su dieta. Es posible que tenga que dejar de comer muchos alimentos que le gustan. Sin embargo, es muy importante realizar los cambios recomendados para poder mantenerse saludable durante la mayor cantidad de tiempo posible.
  • Es necesario que obtenga suficientes calorías para estar saludable y tener energía. Si tiene dificultades para comer lo suficiente, hable con su médico o dietista sobre cómo puede añadir calorías a su dieta.
  • Su dieta podría cambiar con el tiempo a medida que cambia su enfermedad. Consulte a su médico para hacerse pruebas regulares y trabaje con un dietista para adaptar su dieta cuando sea necesario.
Cómo alimentarse si tiene enfermedad renal

Cómo alimentarse si tiene enfermedad renal

Estas son pautas generales de alimentación para personas que tienen enfermedad renal. Asegúrese de seguir la dieta que le dieron su médico o su dietista.

Proteínas

Comer demasiada proteína puede hacer que los riñones trabajen en exceso. Sin embargo, si no consume lo suficiente, se puede volver débil, cansado y más propenso a tener infecciones. Para obtener la cantidad adecuada de proteínas:

  • Hable con su médico o dietista para calcular la cantidad de proteína que necesita cada día. Esto dependerá de su peso, la salud de sus riñones, y si está recibiendo diálisis.
  • Aprenda qué alimentos contienen proteínas. Los alimentos ricos en proteínas incluyen carne, aves, mariscos y huevos. La leche y los productos lácteos, los frijoles (habichuelas), las nueces, los panes, las pastas, los cereales y las verduras también contienen proteínas.

Sodio

Para limitar el sodio:

  • No les agregue sal a sus comidas.
  • Lea las etiquetas de los alimentos y detecte el sodio oculto. Evite los alimentos en los que aparezcan la sal ("salt"), el sodio ("sodium") o el glutamato monosódico ("monosodium glutamate" o "MSG") en la lista de ingredientes. Compre alimentos cuya etiqueta diga "sin sal adicional" ("no salt added"), "libre de sodio" ("sodium-free") o "bajo en sodio" ("low-sodium"). Los alimentos que indican "sodio reducido" ("reduced-sodium") y "ligero en sodio" ("light sodium") en la etiqueta aún podrían contener demasiado sodio.
  • Evite los refrigerios salados como los pretzels, los "chips" (como papas fritas) y las palomitas de maíz.
  • Evite carnes, pescados y aves ahumados, curados, salados y enlatados. Esto incluye jamón, tocino, salchichas y embutidos.
  • No use un sustituto de la sal o sal "lite" a menos que su médico o dietista se lo permitan. La mayoría de los sustitutos de la sal tienen un alto contenido de potasio. Use limón, hierbas y otras especias para darles sabor a las comidas.
  • Limite la frecuencia con que consume comida de restaurantes. La mayor parte del sodio que comemos está oculto en alimentos procesados y platillos de restaurante, especialmente en los lugares de comida rápida y de comida para llevar.

Líquidos

Si necesita limitar los líquidos:

  • Sepa cuánto líquido puede tomar. Llene cada día una jarra con esa cantidad de agua. Si bebe otro líquido durante el día, como café, saque una cantidad equivalente de agua de la jarra. Cuando la jarra esté vacía, usted debe dejar de beber por ese día.
  • Recuerde que las sopas y los alimentos líquidos a temperatura ambiente, como el postre de gelatina (por ejemplo, Jell-O) y el helado, cuentan como líquidos.
  • Cuente el líquido en las frutas y verduras enlatadas como parte de su consumo diario o escúrralos bien antes de servir.

Potasio

Si necesita limitar el potasio:

  • Escoja frutas bajas en potasio como los arándanos azules ("blueberries") y las frambuesas.
  • Escoja verduras bajas en potasio como el pepino y los rábanos.

Fósforo

Si necesita limitar el fósforo:

  • Siga su plan de alimentación para saber qué cantidad de leche y productos lácteos puede incluir.
  • Limite las nueces, la mantequilla de cacahuate (maní), las semillas, las lentejas, los frijoles, las vísceras y las sardinas. Además, limite carnes curadas como los embutidos, la mortadela y los perros calientes.
  • Evite las bebidas de cola y las sodas con fosfato o ácido fosfórico.
  • Evite los panes de salvado y los cereales de salvado.

Sugerencias generales

  • No se salte las comidas ni pase muchas horas sin comer. Si no siente mucha hambre, intente comer 4 o 5 comidas pequeñas en lugar de 1 o 2 abundantes.
  • Si tiene problemas para mantener su peso, hable con su médico o dietista acerca de cómo puede añadir calorías a su dieta. Las grasas saludables como el aceite de oliva y de canola (colza) podrían ser buenas opciones. A menos que tenga diabetes, puede consumir miel y azúcar para agregar calorías y aumentar su energía.
  • No tome ninguna vitamina ni minerales, suplementos o productos herbarios sin hablar primero con su médico.
  • Consulte con su médico sobre si es seguro tomar alcohol. Si de hecho bebe alcohol, no beba más de 1 bebida al día. Cuéntelo como parte de su consumo de líquidos para el día.

Esta información no reemplaza el consejo de un médico. Healthwise, Incorporated, niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta los Términos de Uso. Aprenda cómo desarrollamos nuestro contenido.

© 1995-2022 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para toda decisión de salud y el logotipo de Healthwise son marcas registradas de Healthwise, Incorporated.

<cipublic-spinner variant="large"><span>Loading…</span></cipublic-spinner>

Page Footer

Quiero...

Obtener una tarjeta ID Presentar un reclamo Ver mis reclamos y EOB Verificar la cobertura de mi plan Ver la lista de medicamentos con receta Buscar un médico, dentista o centro dentro de la red Encontrar un formulario Encontrar información del formulario de impuestos 1095-B Ver el glosario de Cigna Contactar a Cigna

Audiencias

Individuos y Familias Medicare Empleadores Agentes Proveedores de cuidado de la salud

Sitios seguros para miembros

Portal myCigna para miembros Health Care Provider portal Cigna for Employers Client Resource Portal Cigna for Brokers

Información de la compañía Cigna

Acerca de Cigna Perfil de la compañía Empleos Sala de prensa Inversionistas Distribuidores Administradores externos Internacional Evernorth

 Cigna. Todos los derechos reservados.

Privacidad Información legal Divulgaciones de productos Nombres de la compañía Cigna Derechos de los clientes Accesibilidad Aviso sobre no discriminación [PDF] Asistencia idiomática [PDF] Reportar un fraude Mapa del sitio

Divulgaciones

Los planes de seguro médico y dentales, tanto individuales como familiares, están asegurados por Cigna Health and Life Insurance Company (CHLIC), Cigna HealthCare of Arizona, Inc., Cigna HealthCare of Illinois, Inc. y Cigna HealthCare of North Carolina, Inc. El seguro de salud de grupo y los planes de beneficios de salud están asegurados o administrados por CHLIC, Connecticut General Life Insurance Company (CGLIC) o sus afiliados (consulta la lista de entidades legales que aseguran o administran HMO grupal, HMO dental y otros productos o servicios en tu estado). Los planes o pólizas de seguro para lesiones accidentales, enfermedades críticas y cuidado hospitalario son distribuidos exclusivamente por o a través de subsidiarias operativas de Cigna Corporation, son administrados por Cigna Health and Life Insurance Company y están asegurados por (i) Cigna Health and Life Insurance Company (Bloomfield, CT), (ii) Life Insurance Company of North America (“LINA”) (Philadelphia, PA) o (iii) New York Life Group Insurance Company of NY (“NYLGICNY”) (New York, NY), anteriormente llamada Cigna Life Insurance Company of New York. El nombre Cigna, logotipo y otras marcas de Cigna son propiedad de Cigna Intellectual Property, Inc. LINA y NYLGICNY no son afiliadas de Cigna.

Todas las políticas de seguros y los planes de beneficios grupales contienen exclusiones y limitaciones. Para conocer la disponibilidad, costos y detalles completos de la cobertura, comunícate con un agente autorizado o con un representante de ventas de Cigna. Este sitio web no está dirigido a los residentes de New Mexico.

Al seleccionar estos enlaces, saldrás de Cigna.com hacia otro sitio web que podría ser un sitio web externo a Cigna. Es posible que Cigna no controle el contenido ni los enlaces de los sitios web externos a Cigna. Información detallada