Cirugía ortopédica para la parálisis cerebral

Saltar a la barra de navegación

Generalidades de la cirugía

La cirugía ortopédica se usa para tratar los músculos tensos y la espasticidad relacionada con la parálisis cerebral . Se hace una incisión en la piel sobre el músculo afectado. Luego se cortan partes del músculo para aliviar la tensión.

Qué esperar después de la cirugía

Después de la cirugía ortopédica:

  • Las articulaciones que antes estaban rígidas pueden moverse más fácilmente. No obstante, el músculo afectado puede estar débil.
  • Algunas personas podrían necesitar usar un yeso o un dispositivo ortopédico para dar soporte a una zona donde los movimientos no están controlados.

Por qué se hace

El tipo de cirugía ortopédica que se hace para tratar problemas a causa de la parálisis cerebral depende de los grupos musculares afectados. Algunas metas básicas son aflojar:

  • Los músculos que hacen que las caderas roten hacia el cuerpo (liberación parcial de los músculos aductores de la cadera). Esta cirugía aumenta el movimiento de la cadera, lo que permite que un niño se siente y camine con más facilidad. También puede hacerse para ayudar a prevenir la luxación de la cadera en niños con riesgo de tenerla.
  • Los músculos en la parte posterior del muslo (liberación parcial de los isquiotibiales). Estos músculos controlan la tensión en el muslo y alrededor de la rodilla, lo que permite que el niño se siente y camine con una postura más normal.
  • El tendón en la parte posterior del tobillo (alargamiento del tendón de Aquiles o alargamiento del tendón calcáneo). Esta cirugía ayuda a un niño a caminar con un pie más plano.

La cirugía ortopédica puede considerarse cuando un niño con parálisis cerebral tiene:

  • Una deformidad ósea o articular que causa dolor o interfiere en el funcionamiento y que empeora con el tiempo.
  • Articulaciones rígidas en forma permanente ( contractura ).
  • Articulaciones luxadas o que funcionan en forma irregular.
  • Una deformidad de la columna vertebral que no mejora con otro tratamiento.
  • Una deformidad que hace que algunas actividades de cuidado, como bañarse, sean extremadamente difíciles o imposibles.

Eficacia

Las correcciones hechas durante una cirugía ortopédica pueden ser temporales. A medida que una persona crece, los mismos músculos u otros músculos pueden tensionarse y causar contracturas. Podrían necesitarse operaciones adicionales.

Riesgos

Cualquier clase de cirugía conlleva el riesgo de sangrado, infección o la necesidad de operaciones reiteradas. La cirugía ortopédica conlleva el riesgo adicional de que tal vez resuelva algunos problemas solo para crear más a medida que un niño crece y se desarrolla.

Para pensar

Los médicos no coinciden en cuál es la mejor edad para operar a los niños con parálisis cerebral. La operación podría postergarse hasta que un niño tenga más de 2 años de edad. En ese momento, el médico puede tratar de liberar muchos músculos tensos durante la misma operación, en vez de liberar solo un músculo a la vez. Evitar la repetición de cirugías tiene muchas ventajas, tales como menor cantidad de veces que un niño tiene que ir al hospital, menor tiempo total en fisioterapia y menor alteración de la vida escolar y social del niño.

Antes de que un niño se someta a una cirugía ortopédica, es importante determinar si él o ella podrá caminar después del procedimiento. Las metas para los niños que caminarán son diferentes de las metas para los niños que no caminarán.

Complete el formulario de información sobre la cirugía (PDF) (¿Qué es un documento PDF ?) para ayudarle a prepararse para esta cirugía.

Créditos

PorEl personal de Healthwise

Revisor médico primario Susan C. Kim, MD - Pediatría

Kathleen Romito, MD - Medicina familiar

Revisor médico especializado Louis Pellegrino, MD - Pediatría del Desarrollo

Revisado4 mayo, 2017