Cuidado dental durante el embarazo

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tema

Cuidar su cuerpo es importante cuando está embarazada. Esto incluye los dientes y las encías. Tener una boca sana y buenos hábitos dentales son partes importantes de un embarazo saludable.

Cepillarse los dientes y usar hilo dental con regularidad puede ayudar a mantener sanos los dientes y las encías. Una buena nutrición también es importante para una boca sana. Así que asegúrese de comer una dieta equilibrada y nutritiva y de obtener suficientes vitaminas y minerales.

Estos hábitos saludables también son importantes para su bebé. El cuidado dental de un niño realmente comienza con el embarazo saludable de la madre, debido a que los dientes del bebé comienzan a formarse antes del nacimiento.

¿Son seguros los exámenes dentales y las limpiezas durante el embarazo?

Recuerde que visitar al dentista durante el embarazo es seguro y es una buena idea. Hable con su dentista sobre la programación de un examen dental completo y visitas regulares para hacerse limpiezas y otros arreglos dentales.

La mayoría de arreglos dentales pueden hacerse mientras está embarazada. Por ejemplo, las radiografías dentales y la anestesia local generalmente son seguras durante el embarazo. Si tiene caries o enfermedad de las encías, obtenga tratamiento. Retrasar los cuidados dentales puede empeorar los problemas.

Asegúrese de decirle a su dentista que está embarazada.

¿Cómo cambia la boca durante el embarazo?

Algunos cambios en la boca durante el embarazo son normales. Deberían desaparecer después de que el bebé nazca. Cuando está embarazada, usted tiene un aumento de irrigación de sangre a las membranas mucosas de la boca y de las encías. Esto puede hacer que le sangren las encías, especialmente cuando se cepilla los dientes. Las encías también podrían estar más hinchadas de lo normal. El uso de un cepillo de dientes con cerdas suaves puede ayudar.

Sus dientes pueden sentirse sueltos mientras está embarazada. Esto no suele causar problemas. Debería desaparecer después del embarazo.

Si tiene náuseas matutinas o problemas digestivos como reflujo gástrico, el ácido estomacal en la boca puede debilitarle los dientes. Esto aumenta las probabilidades de que se formen caries. El cepillado regular puede ayudar. También puede ser útil enjuagarse la boca. Trate de hacerlo con una mezcla de una cucharadita de bicarbonato de sodio en una taza de agua. También puede preguntarle a su médico si puede tomar medicamentos de venta libre para el reflujo gástrico.

¿Cómo puede cuidarse los dientes y las encías?

Para mantener saludables los dientes y las encías:

  • Cepíllese los dientes dos veces al día -por la mañana y antes de acostarse- y límpielos con hilo dental una vez al día.
    • Utilice un dentífrico que contenga flúor, el cual ayuda a prevenir el deterioro dental y las caries.
    • Utilice un limpiador de lengua o un cepillo de cerdas suaves para cepillarse la lengua de atrás hacia adelante.
  • Coma una dieta saludable para ayudar a mantener las encías sanas y los dientes fuertes.
    • Elija alimentos que son buenos para los dientes, como granos integrales, verduras, frutas y alimentos bajos en grasas saturadas y sodio.
    • Evite los alimentos que contienen mucho azúcar. El azúcar ayuda a que la placa aumente.
  • Programe chequeos y limpiezas dentales con la frecuencia que su dentista se lo recomiende.
  • No fume ni use tabaco sin humo. El tabaco puede empeorar la caries dental. Si necesita ayuda para dejar de fumar, hable con su médico sobre programas y medicamentos para dejar de fumar. Estos pueden aumentar sus probabilidades de dejar de fumar para siempre.

Créditos

PorEl personal de Healthwise

Revisor médico primario Elizabeth T. Russo, MD - Medicina interna

Kathleen Romito, MD - Medicina familiar

Revisor médico especializado Rebecca Sue Uranga, MD - Obstetricia y ginecología

Revisado21 noviembre, 2017