Demencia: Comprenda los cambios de comportamiento

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tema

Uno de los problemas más difíciles de hacer frente como cuidador es el comportamiento extraño o problemático que a veces manifiestan las personas con demencia. Es posible que deambulen, hagan determinadas cosas reiteradamente o insistan en rutinas o actividades inusuales.

Algunos comportamientos que parecen extraños o perturbadores pueden ser la expresión natural de los hábitos o patrones que la persona ha tenido toda su vida. Entender algunos de los factores que influyen en el comportamiento puede ayudarle a manejar mejor los problemas de comportamiento. Trate de averiguar la razón que está detrás del comportamiento:

  • Piense en los antecedentes de la persona, sus experiencias de vida anteriores (laborales y de rutina diaria) y sus preferencias (alimentos, actividades o lugares favoritos).
  • Piense en si los comportamientos inusuales de la persona podrían estar motivados por una necesidad de continuar las actividades o los hábitos del pasado. ¿Acostumbraba la persona a ir siempre a trabajar a una hora determinada y ahora parece mostrar más agitación o tiene tendencia a deambular a esa hora?
  • Si no conoce bien a la persona, hable con alguien que conocía a la persona antes de que él o ella tuviera la enfermedad.
  • ¿Tiene dolor la persona? El dolor puede ser un desencadenante para los cambios de comportamiento.
  • ¿Podría tener la persona una infección urinaria (UTI, por sus siglas en inglés)? Si el comportamiento cambia rápidamente y es muy diferente de lo normal, piense en hacer que la persona se someta a pruebas para ver si tiene este problema. Después de haber recibido tratamiento para una infección urinaria, muchas personas regresan a su comportamiento habitual.

Una vez que usted sepa más sobre las razones de comportamientos aparentemente extraños o problemáticos, usted podrá entenderlos mejor y responder de manera solidaria a la persona afectada. Esto puede ayudar a facilitarles las cosas a ambos. Quizá pueda encontrar maneras de cambiar el entorno de la persona y establecer rutinas diarias que hagan que ciertos comportamientos sean menos problemáticos. Esto también puede ayudarle a evitar tener que usar medicamentos para controlar el comportamiento.

Información relacionada

Créditos

PorEl personal de Healthwise

Revisor médico primario Anne C. Poinier, MD - Medicina interna

Kathleen Romito, MD - Medicina familiar

Revisor médico especializado Myron F. Weiner, MD - Psiquiatría Geriátrica

Revisado7 diciembre, 2017