Electrólisis para eliminar el vello

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tratamiento

La electrólisis es un método común de eliminar el vello no deseado. Se introduce una pequeña aguja o una sonda fina de metal en la abertura de la piel donde crece el vello (pequeños sacos debajo de la piel llamados folículos pilosos). A continuación, una corriente eléctrica de bajo nivel pasa a través de la aguja o la sonda en la piel y destruye el folículo piloso. El vello no puede volver a crecer en una zona en la que se ha destruido el folículo.

El proceso de la electrólisis puede ser lento y destruir los folículos pilosos puede requerir varias sesiones de tratamiento. El tratamiento puede ser incómodo; la sensación a veces se describe como pequeñas bandas elásticas chasqueando la piel. La destrucción de cada folículo piloso individual puede tardar de menos de 1 segundo hasta 20 segundos.

Qué esperar después del tratamiento

Después de la electrólisis, la piel tratada puede estar temporalmente enrojecida, hinchada y sensible. Es posible que necesite tratamientos adicionales para eliminar por completo y de manera permanente el vello no deseado. Debería notar una pérdida de vello no deseado en la zona tratada al cabo de varias semanas a meses después del primer tratamiento.

Por qué se hace

La electrólisis se hace para eliminar permanentemente el vello no deseado. La electrólisis se suele utilizar para eliminar el vello de la cara (cejas, parte superior e inferior de los labios, mejillas, barbilla, línea capilar, ceño y patillas) y también en el cuello, los hombros, los brazos y las axilas, los senos (mamas), las ingles, las piernas, la espalda y el pecho.

¿Quién no debería someterse a la electrólisis?

La electrólisis no se debe hacer en el interior de los oídos o la nariz. Tampoco se debe hacer para eliminar el vello de un lunar o una marca de nacimiento. Si usted lleva un marcapasos, no debería hacerse electrólisis en ninguna parte del cuerpo.

Eficacia

Cuando la electrólisis se hace correctamente, elimina el vello no deseado permanentemente. La eliminación exitosa del vello depende de la habilidad de la persona que hace la electrólisis.

Riesgos

La electrólisis presenta pocos riesgos en una persona sana. Durante el tratamiento, es posible que sienta algo de dolor debido a la corriente eléctrica. Después del tratamiento, puede tener la piel enrojecida, hinchada (inflamada) y sensible. Estos son efectos secundarios temporales. En algunas personas, la electrólisis puede causar formación de cicatrices, cicatrices queloides y cambios en el color de la piel tratada.

Para pensar

Es importante encontrar un especialista en electrólisis licenciado y con buena reputación para eliminar con éxito y de manera permanente el vello no deseado. Cada estado en los Estados Unidos regula la concesión de licencias a los especialistas en electrólisis. Es posible que su médico, sus amigos o sus familiares puedan recomendarle a un especialista en electrólisis autorizado.

Complete el formulario de información sobre tratamientos especiales (PDF) (¿Qué es un documento PDF ?) para ayudarle a entender este tratamiento.

Créditos

PorEl personal de Healthwise

Revisor médico primario Anne C. Poinier, MD - Medicina interna

Adam Husney, MD - Medicina familiar

Martin J. Gabica, MD - Medicina familiar

Revisor médico especializado Keith A. Denkler, MD - Cirugía estética

Revisado5 octubre, 2017