Lesiones de la médula espinal: Áreas de investigación

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tema

Se están llevando a cabo varias clases de investigación sobre las lesiones de la médula espinal (SCI, por sus siglas en inglés). Algunas de ellas pueden hallarse en un nivel donde las personas con lesiones de la médula espinal las usan como ensayo. Otras todavía podrían estar en la etapa de estudio en animales. Todas tienen el potencial de conducir a un retorno de algo de sensibilidad y movimiento en las zonas paralizadas.

Neurorrestaurativa y neuroregenerativa

Estas clases de investigación examinan maneras de estimular la actividad de células nerviosas dañadas o el crecimiento en las mismas.

  • Los bloqueadores de los canales de potasio, como la 4-aminopiridina (4-AP), pueden mejorar la comunicación entre las zonas sanas y las zonas dañadas. Este medicamento actualmente está en las pruebas iniciales con humanos.
  • Los neurotransmisores , como la serotonina, regulan la multiplicación de las neuronas. Pueden ayudar a la regeneración de células nerviosas.
  • También se están estudiando los bloqueadores de Nogo. Nogo es una sustancia química que impide que crezcan los axones, una parte de una célula nerviosa. Los axones transmiten los mensajes entre las células nerviosas. La investigación sobre Nogo examina maneras de bloquear esta sustancia química de modo que pueda producirse la proliferación de axones.
  • El acetato de glatirámero es un medicamento que se usa para tratar a personas con esclerosis múltiple . Puede estimular el sistema inmunitario para producir un tipo de célula ( linfocitos ) que a su vez protege la médula espinal y puede estimular la regeneración.

Neuroconstructiva y neurogenética

La investigación neuroconstructiva explora el trasplante de células en la médula espinal, y la investigación neurogenética comprende la inserción de genes en la médula espinal.

  • Las células madre son células inmaduras que tienen la capacidad de transformarse en cualquiera de los tipos de células del cuerpo, incluyendo aquellas que se destruyeron o dañaron en una lesión de la médula espinal. Las células madre se trasplantan en la médula espinal. Las células madre pueden provenir de animales o humanos y pueden ser embrionarias, fetales o adultas.
  • Otros tipos de células también pueden ser útiles para ayudar a personas que tienen lesiones de la médula espinal. Estos incluyen las células olfativas envainadas, las células de Schwann y las células precursoras.

En este momento, no se sabe bien qué tipo de célula usar ni cuándo o dónde trasplantar las células.

Funcional

La investigación funcional estudia maneras de mejorar lo que las personas con una lesión de la médula espinal pueden hacer físicamente, lo cual conduce a una mejor calidad de vida.

  • La estimulación eléctrica usa una corriente eléctrica de bajo nivel para estimular las células del sistema nervioso y los músculos. Esta terapia puede ayudar a conservar o desarrollar músculo.
  • La transferencia de tendón es un procedimiento quirúrgico que toma un tendón de un músculo activo y lo adhiere a un músculo paralizado. Esto puede resultar en mejor movimiento. Un ejemplo de esto es NeuroControl Freehand System, el cual, junto con la estimulación eléctrica, puede proporcionar prensión de la mano a algunas personas que tienen lesiones en la médula espinal.
  • La terapia de locomoción usa un arnés y una cinta caminadora para ayudar a las personas con una lesión en la médula espinal a usar las piernas y caminar. Un fisioterapeuta ayuda con los movimientos de las piernas.

Créditos

PorEl personal de Healthwise

Revisor médico primario Adam Husney, MD - Medicina familiar

E. Gregory Thompson, MD - Medicina interna

Martin J. Gabica, MD - Medicina familiar

Revisor médico especializado Nancy Greenwald, MD - Medicina física y rehabilitacíon

Revisado9 octubre, 2017