Maltrato en las relaciones entre adolescentes

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tema

Si deseas guardar esta información pero no crees que sea seguro llevarla a casa, fíjate si un amigo de confianza puede guardártela. Planifica con anticipación. Sabe a quién puedes llamar para pedir ayuda y memoriza el número de teléfono.

También ten cuidado en línea. Tu actividad en línea puede ser vista por otros. No uses tu computadora ni dispositivo personal para leer sobre este tema. Usa una computadora segura como la del trabajo, la casa de un amigo o de una biblioteca.

La violencia en las relaciones románticas entre adolescentes es tan seria como la violencia doméstica entre adultos. Y es común. Alrededor de 2 de cada 10 adolescentes mujeres dicen que han sido maltratadas físicamente o sexualmente por parte de su pareja. Alrededor de 1 de cada 10 adolescentes varones reportan maltrato en sus relaciones románticas.

El maltrato en las relaciones románticas adolescentes es un hábito de conducta agresiva que se usa para controlar a otra persona. Puede ser:

  • Cualquier clase de violencia física o amenaza de violencia física para obtener el control.
  • Maltrato afectivo o mental, como la manipulación psicológica, hacerte sentir loco, mandarte mensajes de texto constantemente, o menospreciarte o criticarte continuamente.
  • Abuso sexual, incluyendo obligarte a hacer cualquier cosa que no quieres hacer, negarse a tener relaciones sexuales más seguras, o hacerte sentir mal acerca de ti mismo sexualmente.

¿Quién está en riesgo?

Como sucede con la violencia doméstica entre adultos, el maltrato en las relaciones románticas entre adolescentes afecta a todo tipo de adolescentes, independientemente de la cantidad de dinero que tengan tus padres, cuáles sean tus calificaciones, cómo te veas o te vistas, cuál sea tu religión o tu raza. El maltrato en las relaciones adolescentes se da en las relaciones heterosexuales, gay y lesbianas.

El maltrato en las relaciones románticas no solo es peligroso para ti física y afectivamente. También puede hacerte correr el riesgo de otros problemas de salud, como:

Los adolescentes en relaciones románticas caracterizadas por el maltrato también tienen más probabilidades de tener comportamientos sexuales arriesgados, tener un desempeño escolar deficiente, y consumir drogas, alcohol y tabaco. Las niñas adolescentes tienen mayor riesgo de quedar embarazadas y de contraer infecciones de transmisión sexual (STI, por sus siglas en inglés) .

¿Cómo sabes si es maltrato?

Las relaciones con maltrato pueden tener momentos buenos y momentos malos. Parte de lo que hace que la violencia en las relaciones románticas provoque tanta confusión es que existe amor mezclado con el maltrato. Esto puede hacer que sea difícil para ti saber si realmente te están maltratando. Pero tú mereces que tu novio o novia te trate con amor y respeto.

Tu novio o novia:

  • ¿Actúa en forma autoritaria y toma todas las decisiones?
  • ¿Te hace desplantes frente a amigos?
  • ¿Trata de controlar a quién ves y con quién hablas?
  • ¿Te amenaza con herirse o suicidarse?
  • ¿Te culpa de "hacerle" tratarte mal?
  • ¿Te presiona o te obliga a tener relaciones sexuales sin protección?
  • ¿Te acosa? Esto puede incluir mandarte mensajes de texto o llamarte constantemente para saber dónde y con quién estás. Podrías pensar que es porque se preocupa por ti, pero en realidad se trata de controlar la relación.

Tú:

  • ¿Sientes menos confianza en ti mismo cuando estás con él o ella?
  • ¿Tienes miedo o te preocupa hacer o decir "algo equivocado"?
  • ¿Te encuentras cambiando tu conducta por miedo o para evitar una pelea?

Si contestaste "sí" a cualquiera de estas preguntas, podrías esta en una relación de maltrato. Hay personas que pueden ayudarte. Tú no estás solo. Habla con tus padres u otro miembro adulto de la familia, un consejero escolar, un docente u otra persona de confianza. Llama a un centro de ayuda o línea directa para obtener ayuda.

Líneas directas de ayuda

Estas líneas directas telefónicas nacionales pueden ayudarte a encontrar recursos donde vives.

  • Número gratuito de la línea Nacional Directa contra la Violencia Doméstica (National Domestic Violence Hotline): 1-800-799-SAFE (1-800-799-7233), o visita el sitio web en www.ndvh.org.
  • Número gratuito de la Línea Nacional Directa para Prevenir el Maltrato en las Relaciones Románticas entre Adolescentes (National Teen Dating Abuse Hotline): 1-866-331-9474 o (1-866-331-8453 TTY), o visita el sitio web en www.loveisrespect.org.

Cómo pueden ayudar los padres

Los adolescentes tal vez no tengan la experiencia ni la madurez para saber si sus relaciones son de maltrato. Un adolescente podría pensar que la violencia en las relaciones románticas solo implica violencia física: pellizcos, bofetadas, golpes o empujones. Los adolescentes tal vez no se den cuenta de que cualquier relación en la que haya violencia física, violencia sexual, maltrato afectivo o la amenaza de violencia es una relación que no es sana.

Por ejemplo, un o una adolescente puede pensar que su pareja está siendo atenta cuando llama, envía textos, correos electrónicos o pregunta cómo está todo el tiempo. Pero ese tipo de conducta busca controlar la relación.

Hable con su hijo o hija adolescente acerca de lo que hace que una relación sea sana. Explíquele que una pareja afectuosa no haría nada que cause miedo, reduzca la autoestima o que cause lesiones. Hágale saber a los adolescentes que merecen respeto en todas sus relaciones. Piense en los valores y mensajes que quiere transmitir.

Usted podría comenzar por preguntarle a su hijo o hija adolescente:

  • ¿Es fácil hablar con tu novio o novia cuando hay problemas?
  • ¿Te da espacio para pasar tiempo con otras personas?
  • ¿Es una persona atenta y comprensiva?

Créditos

PorEl personal de Healthwise

Revisor médico primario William H. Blahd, Jr., MD, FACEP - Medicina de emergencia

Kathleen Romito, MD - Medicina familiar

Adam Husney, MD - Medicina familiar

Revisor médico especializado H. Michael O'Connor, MD, MMEd, FRCPC - Medicina de emergencia

Revisado7 diciembre, 2017